Cuando mi novio me dejó con cinco meses de embarazo, no sabía que era peor: estar embarazada de un hombre que no me amaba, saber que ese hombre tenía ya una relación con otra mujer o enterarme que mi novio consideraba que él y yo no éramos pareja, es decir, ni siquiera era mi novio.

Me pregunté lo mismo que Gregorio Samsa, protagonista del libro “La Metamorfosis” de Franz Kafka, al despertar convertido en un insecto: “¿Qué me ha ocurrido?”. Me costaba entender porque la película hermosa que yo viví con mi novio, era solamente mía. Y los planes que yo pensaba que teníamos juntos de formar una familia, eran exclusivamente míos. Él estaba en otro canal… un canal en el cual yo no aparecía.

Me llaman Adriana Sierra Serrano, y lo que leíste previamente me ocurrió en el año 2011, cuatro meses antes del nacimiento de mi hija. Como te podrás imaginar fue una época difícil para mí.

¿Sabes por qué fue difícil? Porque yo así lo decidí. Cuando la situación se nos sale de las manos y no podemos hacer absolutamente nada para que pase lo que nosotros queremos que pase, nos sentimos sin piso. Podemos perder la confianza en los demás e incluso en nosotros mismos. Nos recriminamos y recriminamos a los demás. En mi caso, pase por muchas emociones. Tristeza infinita, miedo, angustia, odio, etc.

En mayo nació mi hija Valeria, y con ella nació mi deseo de sentirme bien. Sentirme bien conmigo misma y con mi situación. ¿Cómo lograrlo? Pues bien, te cuento que leí muchos libros de autoayuda y libros espirituales. Hasta me leí el TLC que había firmado Colombia con Canadá! Leí mucho. Pero todavía no entendía el trasfondo. No entendía cómo aplicar todo ese conocimiento a mi vida. Asistí a sesiones de ángeles y empezaron a encajar las piezas. Empecé a ver desde otro punto de vista lo que me había sucedido… el tipo (el papá de mi hija) no era tan malo después de todo, pasó por mi vida para enseñarme MUCHAS cosas. Ahora que iba entendiendo para qué viví el abandono en pleno embarazo, me quedaba una pregunta por resolver: ¿Cómo hago para perdonar y sanar? ¿Puedo hacer algo para evitar esas experiencias?

¡Fue así como inicié una nueva aventura! Dejé mi vida convencional y seguí a mi corazón. En el camino he conocido grandes maestros de luz (físicos y no físicos) y cada día me trae una nueva experiencia, un nuevo miedo para reconocer y liberar, más sentimientos por sanar, y nuevas personas con quienes puedo compartir y aprender. Mi recorrido se ha hecho más fácil con la guía de los ángeles y Arcángeles. Cada día al despertar se lo dedico a Dios y me ofrezco como canal de Luz a través de las terapias con ángeles y las sanaciones energéticas. Ser terapeuta con ángeles es maravilloso pues siempre me sorprende la sabiduría, poder y amor de nuestros guías celestiales. Tener una sesión con ángeles es un regalo que todos debemos darnos…

Te invito a suscribirte para recibir las novedades del blog y así estar en contacto.

También me puedes seguir en facebook o instagram @adrianasierraserrano o escribirme al Whatassp 57-3214606805

Bendiciones y un gran abrazo de luz,

Adriana

 

Adriana Sierra Serrano

Contáctate conmigo.

13 + 7 =